El Ramal C-12 dentro de la reactivación ferroviaria en el Norte

15/03/17

Luego de la visita efectuada por el ministro de Transporte de la Nación, Guillermo Dietrich, han quedado en Salta un sinnúmero de aspectos –técnicos, operativos, económicos- que hacen prever un futuro de recuperación de los ramales del Ferrocarril Belgrano Cargas.

La red  ferroviaria en esta región, con nudos centrales  de distribución y empalmes, como son General Güemes, Joaquín V. González, Embarcación, PIchanal, tiene un diseño inteligente y práctico para el traslado de las producciones locales, a menores costos de fletes que el automotor. De ahí la importancia de la celeridad con que se encare su recuperación para que nuevamente funcione a pleno como en décadas pasadas.

La renovación del C12

Es bueno entonces saber que en  el Ramal C12, que se extiende desde Metán (Salta) hasta el puerto  de Barranqueras (Chaco),  se está realizando renovación de vías por 400 km con fondos de la CAF,  entre Avia Terai (Chaco)  y Joaquín V. González (Salta).

Se espera que el tramo Avia Terai-Barranqueras también sea puesto en estado, en el marco de esta recuperación de los ferrocarriles argentinos de carga. Porque el año pasado, en Resistencia se realizó una protesta ante la eventual decisión de las autoridades nacionales de no completar dicho tramo, mencionándose en esa oportunidad que en los depósitos del puerto chaqueño se encontraban todos los materiales necesarios destinados al tramo Avia Terai-Barranqueras.

Explicaciones técnicas

El coordinador de la Unidad de Proyectos Ferroviarios de la Provincia, Marcelo Lazarte, explicó a www.saltainternacional.com que en el C12  se está realizando renovación de vías por 400 km con fondos de la CAF,  entre Avia Terai (Chaco)  y Joaquín V. González (Salta).

También que se realizó una renovación integral de rieles  de 51 kg y durmientes de hormigón, llevando la capacidad de carga a 22 tn por ejes,  permitiendo también mayor velocidad de circulación de una ramal donde se transporta mayormente granos.

Explicó que muchas de esas formaciones llevan una cantidad reducida de vagones porque provienen de ramales distintos,  uniéndose en centros de confluencia para diagramar formaciones con destinos específicos y conformar convoy con mayor cantidad de vagones y no tienen una frecuencia determinada ya que el ferrocarril funciona a demanda dependiendo de la carga.

Los puntos de partida son Salta o Jujuy llevando cemento, cerámicas, granos (Soja, Poroto), azúcar,  cuyo destino es en su mayoría Rosario o Buenos Aires

Ana Lorenzo

www.saltainternacional.com